Buenos días, B.C.S. Luis M. Dibene Geraldo./ 25 11 20/

135
0

Buenos días, B.C.S.
Luis M. Dibene Geraldo.
Señalamientos en función de acuerdos y desacuerdos de mi parte; Ciertos empresarios Vs. AMLO-COFEPRIS; * y, en el ISSSTE de la Bravo, complican entrega de medicamentos a los pobres pacientes.
Primeramente reconozco el atinado esquema que las altas autoridades del ISSSTE nacional hicieron cuando la pandemia provocada por el maldito virus Covid 19 se fue incrementando en nuestro México al grado de que a la fecha ya van como 100 mil fallecidos y un millón de contagiados, que en función de esta desgracia a combatir (sobre todo si llega pronto la vacuna y otros medicamentos o productos como el Dióxido de Cloro (CDS) y otros naturales efectivos…), que al respecto una reciente información nos dice que más de tres mil médicos de 19 países aglutinados en la Coalición Mundial Salud y Vida (comusav.com) han recomendado el uso del C*D*S* para salvar vidas y prevenir la epidemia Covid-19 y otras enfermedades. Y cierra: “Desgraciadamente lo desprecian las autoridades sanitarias, algunos medios de comunicación, la ciencia y la medicina al servicio de poderosas corporaciones farmacéuticas”.
* NUESTROS ACUERDOS y DESACUERDOS CON EL EJECUTIVO FEDERAL, AMLO, VERÁN EN Y POR QUÉ.
Bien, pero yéndome en directo a mi tema central enunciado, les diré que, en efecto, un servidor ha tenido en nuestro periodismo tanto acuerdos como desacuerdos con el ejecutivo federal A.M. López Obrador en y por algunas de sus políticas muuy personales (como mexicano, como muchos), sin embargo, por otro lado, sí concordamos en ciertos temas menores, o trascendentes, que sí los hay sobre todo cuando conllevan justicia social y jurídica de verdad no de verborrea, ¿me explico?; sin embargo en lo que hoy voy a exponer, quizá sea un tema menor, pero siendo de salud y en plena pandemia, verán que no es tan menor aunque esto que les voy a narrar aunque sea nadamás en nuestra ciudad o municipio, pues aquí es donde lo viví junto con muchos pacientit/as “impacientes” por causa del caso similar al mío.
Miren, mi aplauso para la medida de que PARA FACILITAR y apoyar al evitar agendar más consultas sólo para recibir medicamentos, estos se pudieron solicitar por teléfono en base sólo a las últimas recetas médicas (independientemente de las que sí requieran consulta por necesidad), medida que ha resultado muy bien, en tiempo, espacio y atención a los problemas de salud; pero dentro de este acierto ahora tenemos lo siguiente que lo veo negativo porque, al revés, se le trastorna, complica, al paciente. Veamos.
* EN EL ISSSTE DE LA BRAVO, COMPLICAN ENTREGA DE MEDICAMENTOS A LOS POBRES PACIENTES.

(

Me refiero a lo siguiente: que ahora que fui por los medicamentos para un familiar y míos; todo bien, por esta vía dicha me los surtieron en la farmacia Issste del Bravo el otro viernes; que al haber 4 faltantes; me dicen: venga miércoles-jueves por ellos; así lo hice, pero resulta que al pasar a la farmacia, me dice la o el despachador: estas recetas de faltantes no son originales; épale, le digo, claro que sí; no señor me refuta, vaya con el subdirector o coordinador a que autoricen; fíjate que no, le contesto con respeto, te voy a apostar una lanita de que son originales pues tienen puesta la raya con crayón rojo y si fuera copia todo sería gris; pero bueno, hoy ya no puedo ir porque, o están en junta o hay fila esperando a los médicos y así como los demás pacientes uno tienen otros asuntos; no se vale, yo tengo carro y camino bien pero imagínate otros pacientes que andan de raite, camión o taxi, que algunos son pobres para andar dándole vueltas a una y otra parte para que VUELVAN A AUTORIZAR LO QUE YA ESTÁ AUTORIZADO, si el Issste fue el de los faltantes, etc. Conclusión, al otro día al volver, otra indignación, cuando me dicen que haga fila porque está muy llena la farmacia; hasta que “convencí” a la porterita, de que yo iba con el subdirector o Coord. y le resumí “mi historia”…; me pasa por fin, llego con el Doc. pero que estaba en junta…paso con el coordinador, y sí, le explico algo de este “viacrucis” a su Secre. que al oírme desde adentro el doc. le grita, tráeme las recetas, las firma, y tan tan. Voy a la farmacia y sigue lleno, me acerco a la ventanilla, disculpándome con “la clientela”, les digo que no vengo a llevar, sólo a un aviso (de que ya me firmaron, por la fecha de firma) pero hasta el lunes vendré por los medicamentos; o tampoco se puede el lunes…le ironicé. Y creo que “me notaron algo” (nunca les grité, todo con respeto) pues me dicen: sí, véngase el lunes, no hay problema. Fui ese lunes, y qué creen, me dicen: trae la firma del coordinador y ocupamos la del subdirector; ¡no puede ser!, vuelvo a ir, y ya, por fin. Hasta aquí esta narrativa, las deducciones se las dejo a usted, selecto lector. Ahora va otra breve narrativa…La describiré.

* CIERTOS EMPRESARIOS VS. AMLO-COFEPRIS, PERO EN ESTO, SÍ ESTOY DE ACUERDO CON ÉL GOB.

Cómo no voy a estar de acuerdo en este tema con el actual gobierno federal, cuando por una parte ha habido desde hace buen tiempo-incluyendo el pasado político reciente-mucha propaganda de orientación, recomendación, para que se cuide la ciudadanía de alimentos y bebidas que hacen mucho daño a su salud como la diabetes, alta presión, colesterol, triglicéridos, etc. sin embargo-y me consta-un sector de empresarios se “arreglaban” con esos supervisores y seguían vendiendo chatarra y muchos más productos muy dañinos; a pesar de las medidas recomendadas por la Secretaría de Salud-Cofepris.
El caso es que no hace mucho me entero que el ejecutivo A.M. López Obrador envió una iniciativa al congreso para sacar por ley la venta comercial de todos estos productos que no cumplieran con los requisitos de protección a la salud. Entonces se le vinieron encima al gobierno con una andanada en medios, Redes S. etc., de que, decían, estando en picada la economía del país, López Obrador con esta ley más desprotegía “a la mini, mediana y alta empresa” en México, ¿mini, mediana? mmm…; no, esta medida iba para los grandes fabricantes obviamente, por lo que estos buscaron negociar directamente con el ejecutivo porque no querían regularizar esta protección que aún en pandemia, les valía…Así, el acuerdo fue que SOLAMENTE PERMANECIERAN los productos sanos, y en mientras que por obligación de ley los etiquetaran con vistosas advertencias: (“Este producto lleva…EXCESO CALORÍAS; EXCESO GRASAS; EXCESO SODIO”, cuando menos), el caso es que con todo y protestas así lo hicieron para no sacar de la venta sus dañinos productos; pero ¿qué creen que pasó?, pues que “salió junto con pegado” porque aunque a algunos productos sí los etiquetaron así, los siguen vendiendo como si nada…pensando que la gente, ya acostumbrada a lo sabroso, sigue llevándolos pues no los revisan.

Como un ejemplo y caso personal sólo les pondré éste; hay un paquetito de buenas galletas “light”, que se llaman KraKer Bran que sólo decía, “Salvado de trigo” (sin grasas, sin harina, sin azúcar, sólo hechas con salvado y de buen sabor) que yo mismo les hacía propaganda con los compas y familiares; así entonces, las seguí comprando, al fin es salvado, me dije…pero ahora que las revisé bien, sí traen ya estas etiquetas mencionadas (Excesos…); y me dije, uta mare, sigue el fraude y los moches pues desde siempre SI TRÍAN estos excesos y las vendían como Light dizque “sin carga mala”; aquí y así pues, sigue el engaño a la gente y el fraude, ¿se imaginan cuántos más productos habrá con estas triquiñuela?; uff, se pasan por el arco del triunfo las disposiciones, y sobre todo, las consideraciones a la gente que cae en ese tipo de compras; y los otros, a seguir con el gran negocio…Digo. Ah, pero se me pasaba que ayer lunes vi en la Tele. que también sucede esto en ciertas leches de caja o paquete, sus cremas derivadas, quesos hechos artificiosamente quimicados (y lo dijeron con nombres), que sólo asemejaban a los genuinos naturales; que eran un fraude a los consumidores. Órale. Buenos días.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here